Funciones de un Pastor Cristiano

Un Ministro Cristiano o alguien que desea servir a Dios como Pastor Cristiano Evangélico, debe conocer exactamente las funciones de este Ministerio.

Un Pastor Cristiano es el encargado de CUIDAR, ALIMENTAR Y GUIAR a los feligreses de la congregación.

El significado de la palabra “Pastor” que viene del vocablo hebreo “ra’ah” y del griego “poimén”. En ambos idiomas implica el cuidar, alimentar y guiar ovejas. Sin olvidar jamás que, “el pastor es un hermano más entre los hermanos”

Funciones del Pastor Cristiano Evangelico

Las funciones de un Pastor Cristiano son muchas; es uno de los Ministerios Cristianos más multidisciplinario que existen, entre sus funciones está el desarrollar discípulos que en el futuro continúen la misión de predicar las Buenas Nuevas, así como también traer nuevos cristianos a las filas del Evangelio; Sin descuidar la salud espiritual de cada uno de los miembros; incluyendo niños y jóvenes y todos aquellos que tengan o no un privilegio dentro de la iglesia local.

Deberá predicar la Palabra íntegra de Dios, sin añadirle ni quitarle, le guste o no; esté de acuerdo o no, la acepte o no, la comprenda o no. Debe predicar lo que la Biblia dice ni más, ni menos.

Dentro de sus funciones debe incluir si o si, la Visitación Pastoral a los miembros de su congregación y no delegar del todo las funciones que a él le corresponden, también incluye la Consejería Espiritual.

Requisitos para ser un Pastor Cristiano

La lista que tenemos a continuación está basada en los siguientes libros de la Bíblia:
1 Timoteo 3:1-7; Tito 1:1-9;2 Pedro 5:1-4; Juan 21:15-19 y Hebreos 13:7,17.

  • Irreprensible. 
  • Marido de una sola mujer.
  • Sobrio.
  • Prudente.
  • Decoroso.
  • Hospedador.
  • Apto para enseñar.
  • No dado al vino.
  • No pendenciero.
  • No codicioso de ganancias deshonestas.
  • Amable.
  • Apacible. Manso. De trato agradable.
  • No avaro.
  • Que vive sabiamente con su mujer.  (1 Pedro 3:7)
  • Que críe a sus hijos en disciplina y amonestación del Señor. (Efesios 6:4)
  • Que gobierne bien su casa. (1 Timoteo 3:3)
  • Que tenga buen testimonio con los de afuera.
  • Anhelo por el ministerio. (1 Timoteo 3)
  • Aptitud para la predicación y la enseñanza. Tito 1:9, 1 Timoteo 5:17 y 2 Timoteo 2:24
  • Experiencia cristiana. Una iglesia jamás debe nombrar como pastor a un “neófito”.
  • Reconocimiento eclesiástico. (Hechos 16:2)
  • Buena doctrina. (Tito 1:9 , Tito 2:1)

Un Pastor Cristiano debe ser líder de su Iglesia Local, debe además ser un excelente administrador de los recursos de su Iglesia, llevar una contaduría muy seria y tener solvencias de todo.

Funciones de un PASTOR Cristiano

  • El cuidado de la Congregación.
  • Protección contra la falsa enseñanza.
  • Administración y gobierno de los asuntos de la iglesia.
  • Estímulo y guía para los hermanos.
  • El ministerio didáctico de la Iglesia.
  • Disposición para ejercer vigilancia espiritual.
  • Servir diligentemente sin interés económico.
  • Guiar al rebaño, pero sin enseñorearse de las ovejas.
  • Ganarse el respeto de la congregación por su autoridad moral y espiritual.
  • Velar por las Almas y ser un Modelo para ellas
  • El pastor debe predicar la Palabra de Dios. (2 Timoteo 4:2 )
  • Amor por la palabra de Dios (2 Timoteo 4:2; Juan 5:39-40).
  • Conocimiento y comprensión de las verdades y principios de la palabra de Dios, (2 Timoteo 4:2; Nehemías 8:8-9).
  • Sometimiento en la palabra de Dios (1 Tesalonicenses 2:13;Salmos 19:7-11).
  • Obediencia de la palabra de Dios en todo (Mateo 7:24-27; Santiago 1:22-23).
  • Madurez espiritual en Cristo Jesús (2 Timoteo 3:15-17)
  • El pastor debe enseñar la Palabra de Dios. (1 Timoteo 4:13 , 1 Timoteo 5:17 )
  • Instruir a los hermanos en la sana doctrina (Mateo 28:20; Tito 2:1).
  • Preparar a los creyentes para que vivan en el camino de buenas obras que él ha preparado para ellos (2 Timoteo 3:16-17).
  • Edificar a los creyentes para que crezcan hasta la estatura de la plenitud de Cristo (Colosenses 1:28-29).
  • Estimular a los creyentes, infundiéndoles confianza en Dios y en la certidumbre de sus promesa registradas en la Biblia (Romanos 15:1-4).
  • Proteger a la grey del Señor de los falsos maestros y de sus falsas enseñanzas (Hechos 20:27-31; Tito 1:9).
  • El pastor debe escudriñar diligentemente la Palabra de Dios.  (Esdras 7:6,10, Juan 5:39, Hechos 17:11, Hechos 18:24-28, 2 Pedro 3:15-16, 2 Timoteo 2:15)

Deberes de un Pastor

Dios ha encomendado una misión a la iglesia (Mateo 28:18-20; Marcos 16:14-20; Lucas 24:45-49; Hechos 1:1-11).

Son los santos los responsables de cumplir esa misión (1 Corintios 6:19-20; Hechos 5:29-32; Hechos 8:1-4).

El pastor tiene el trabajo de perfeccionar a los creyentes para que cumplan esa misión (Efesios 4:12-16. 2 Timoteo 3:15-17).

Por tanto el pastor debe de formar y preparar líderes (2 Timoteo 2:2; Hechos 11:19-26; Hechos 14:21-23; Hechos 20:17-38).

El Pastor debe velar por las almas y ser un modelo para ellas, (Hechos 20:28; Hebreos 13:17).

El Pastor vigila por las almas de los creyentes orando constantemente por ellas (Juan 17:1-26; Hechos 6:4; Efesios 1:15-23; Filipenses 1:9-11; Colosenses 1:9-14; 1 Tesalonicenses 3:9-10; 1 Samuel 12:23).

El Pastor vigila por las almas de los creyentes visitándolos y tratándolos muy cercanamente (Proverbios 27:23; Juan 10:14-16; Juan 10:27-30; Hechos 20:20-31).

El Pastor debe ser un modelo para sus hermanos, de esa manera cuidará también de ellos (Lucas 6:40; Filipenses 3:17; Hebreos 13:7; 2 Tesalonicenses 3:7).

El Pastor debe realizar este ministerio en el poder del Espíritu Santo y no en su propia capacidad humana. No habrá resultados eternos ni vidas verdaderamente transformadas y crecientes a nos ser que el pastor predique, enseñe y estudié con el auxilio poderoso del Espíritu Santo.

La Biblia es bastante clara en el hecho de que el pastor tiene el deber de vivir y ministrar bajo del poder del Espíritu Santo. ( Hechos 1:1-8, Hechos 2:14, Hechos 4:31, Hechos 6:3,5, 1 Corintios 2:1-5)

Conclusión

El Ministerio de Pastor es de los más honrosos del mundo, pero a su vez es muy pero muy desgastante, tomaría las 24 horas hacerlos de la mejor manera y aún así no alcanzaría el tiempo. Es un Ministerio multitarea, y hacerlo a cabalidad según el llamado de Dios es extenuante.

Claro, ser un mal pastor, lucrarse de la iglesia y volverse rico y famoso es muy fácil, pero ser un VERDADERO PASTOR CRISTIANO es una tarea que sólo se puede hacer si ha sido llamado por Dios y se está respaldado por el Espíritu Santo.

Si alguien pretende hacerse pasar por Pastor no siendo en realidad un Ministro de Dios, se las tendrá que ver con Dios cara a cara por usurpar funciones que NO LE CORRESPONDEN.

Conoce de manera detallada los demás Ministerios Cristianos

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *