Como crecer espiritualmente

El crecimiento es lo más necesario en todas las áreas de la vida, y en el área espiritual es aún más importante. No podemos ser niños espirituales todo el tiempo. Debemos madurar y dar frutos. Aprende aquí algunos consejos para crecer espiritualmente.

1- Búsqueda seria de Dios

Es absurdo pretender crecer espiritualmente si antes no has decidido ser en verdad un seguidor de Cristo genuino. Primero debes entregarle en cuerpo y alma a Él para luego seguirlo en serio como debe ser.

CRECIMIENTO ESPIRITUAL PORTAL CRISTIANO

El crecimiento espiritual es simplemente el resultado de hacer las cosas sinceramente. Si con sinceridad buscas a Dios sin ninguna duda lo encontrarás.

Si juegas al evangelio jamás crecerás y siempre serás inmaduro espiritualmente.

2- Búsqueda seria de la santidad

Siguiendo con el concepto anterior, no puedes pretender agradar a Dios si primero no cambias el tipo de vida que llevas y que sabes que a Dios no le agrada.

Si quieres crecer espiritualmente, la prioridad es abstenerte de pecar y tratar de vivir en santidad lo más que puedas.

Dios no puede usarte si tu vida está llena de pecado y contaminación. Sencillo.

Fácil de entender pero difícil de llevarlo a la práctica, ahí donde tienes que buscar del Espíritu Santo ayuda para ser cada vez mejor cristiano y poner el 100% de tu compromiso. No puede dejárselo todo a Dios, debes poner de tu parte a tiempo completo.

3- Congregarse, orar y leer la Biblia

Asiste frecuentemente a tu iglesia, ora todos los días y nunca, nunca, nunca dejes de estudiar la Biblia. Haciendo esto crecerás en conocimiento y por consecuencia crecerás espiritualmente.

Si algo de lo anterior no está presente en tu vida, la fórmula no estará completa y serás un «enano espiritual». Para crecer espiritualmente tienes que entregarte y tomar la vida cristiana en serio.

4- Pensar, pensar y pensar (meditar)

Debes tener criterio propio. Debes pensar por tu cuenta, debes entender la Palabra de Dios y hacerte preguntas, debes consultar con tu pastor, debes tener curiosidad, debes investigar, leer, leer y leer.

No te dejes llevar por lo que dicen las redes sociales, déjate llevar por Dios, su Palabra, el sentido común y el criterio propio. Analiza absolutamente todo.

No te tragues lo que digan las sectas, no debes ser ingenuo, debes cuestionar todo.

5- Practicar, practicar y practicar (servir)

Todo lo anterior sería inútil si no lo pones en práctica. El servicio a Dios debe estar presente siempre. Si no practicas lo que sabes, jamás podrás crecer plenamente.

Es importante desear el crecimiento espiritual y sobre todo TRABAJAR por alcanzarlo.

No debes solamente orar por crecimiento espiritual, mejor pon manos a la obra y ¡Adelante! debes esforzarte por alcanzarlo, no solamente desearlo o envidiarlo.

Debes comprometerte con Dios y contigo mismo cada uno de los días del resto de tu vida. La gente no tendrá más remedio que creerte que haz crecido espiritualmente, pero es un trabajo de todos los días. No requiere sólo disciplina o dedicación, requiere sobre todo amor a Dios y pasión por sus caminos.

También te puede interesar este tema: El amor propio en los cristianos

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *