9 dones del Espíritu Santo

Los Dones del Espiritu Santo en la iglesia

Los dones del Espíritu Santo son capacidades sobrenaturales que Dios otorga a los creyentes para edificación de la Iglesia.

Los dones del Espíritu Santo son manifestaciones completamente milagrosas que no podría ser ejercidas sin la intervención de Dios.

Esto los diferencia del cualquier habilidad humana.

Para que un creyente pueda recibir un don espiritual necesita antes ser bautizado con el Espíritu Santo para ingresar, de esa manera, a la esfera de las experiencias sobrenaturales.

Los 9 dones del Espíritu Santo

(1 Co. 12:7-11) y para estudiarlos se clasifican en tres grupos:

1- Los dones de Revelación

  • Palabra de Ciencia
  • Palabra de Sabiduría
  • Discreción de Espíritus

2- Los dones de Inspiración

  • Géneros de Lenguas
  • Interpretación de Lenguas
  • Profecía

3- Los dones de Poder

  • Dones de Sanidades
  • Operación de Milagros

LOS DONES DE REVELACIÓN

Estos dones son aquellos por medio de los cuales Dios comparte su conocimiento con su Iglesia. La comunicación de este conocimiento se produce de manera sobrenatural y por medio de la persona que posee el don.

Los dones de relevación son:

Palabra de Ciencia:

Es el don por medio del cual Dios comparte el conocimiento de hechos que sucedieron en el pasado o que están sucediendo en el presente.

Este conocimiento se adquiere de manera sobrenatural y más allá de toda posibilidad humana (Hechos 5:3; 10:19-20).

La relevación de este conocimiento puede recibirse a través de una visión, un sueño, una voz audible, un sentir interno, etc.

Palabra de Sabiduría:

Es el don por medio del cual Dios comparte el conomiento de hechos que acontecerán en el futuro (Hechos 11:28-30; 21:10-11;  27:21-24)

Discreción o Discernimiento de Espíritus:

Es el don por medio del cual Dios revela qué tipo de espíritu es el que está operando en una situación determinada. Es el don que manifiesta si un hecho sobrenatural procede de Dios o de Satanás (Hechos 16:16-18)

LOS DONES DE INSPIRACIÓN

Estos dones son aquellos que Dios usa para comunicar a su Iglesia un mensaje.

Los dones de inspiración se manfiestan más frecuentemente dentro de la congregación porque son los que aportan mayor edificación a los creyentes (1 Corintios 14:1)

Los dones de inspiración son:

Géneros de lenguas

Es el don por medio del cual Dios envía a una congregación un mensaje en lengua desconocida para ser interpretado (1 Corintios 14:27)

La razón por la que Dios envía un mensaje a la congregación en una lengua desconocida para despúes ser interpretado, pudiendo hacerlo de una vez en el idioma local, es para dar una señal a los incrédulos (1 Corintios 14:22)

Interpretación de lenguas:

Es el don por medio del cual Dios otorga la interpretación de un mensaje que dió en lengua extraña al idioma local. Los dones de lenguas y de interpretación son complementarios, pues no puede ejercitarse el don de lenguas sin el de interpretación (1 Corintios 14:28) y, por otro lado, el don de interpretación no puede operar si no hay lengua que interpretar.

Una misma persona puede dar el mensaje en lenguas y enseguida su interpretación (1 Corintios 14:13)

Profecía:

Es el don a través del cual Dios otorga un mensaje a la congregación directamente en el idioma local (1 Corintios 14:1-3)

Los dones de inspiración o palabra, son para ser ejercitados en la congregación cristiana conforme al orden que las Escrituras establecen (1 Corintios 14:27-33)

LOS DONES DE PODER

Son aquellos por los cuales Dios realiza obras portentosas entre sus hijos. Por consistir estos dones en la realización de hechos insólitos su manifestación es mucho menos frecuente que los dones pertenecientes a los grupos anteriores, pues, si su manifestación se prudujera cotidianamente sus efectos dejarían de ser extraordinarios para convertirse en rutinarios.

Estos dones son:

Dones de sanidades:

Son aquellos dones por medio de los cuales Dios otorga la curación sobrenatural de un enfermo.

Por ser esta curación de carácter sobrenatural se entiende que en ella no existió la intervención de ningún medicamento como tampoco la de un proceso natural de recuperación con que Dios ha dotado al cuerpo humano.

En los ejemplos de sanidades de las Escrituras, se observa la manifestación de una revelación antes de la operación del don de sanidad (Hechos 3: 1-7; 9:34; 14:8-10)

Las Escrituras hablan de estos dones de manera plural (1 Corintios 12:9) lo que indica que existe una variedad en la manera de operar los diferentes dondes de sanidades.

Es decir, que el don de sanidad de una persona puede obrar inmediatamente, el de otra podría hacerlo progresivamente, etc.

El don de sanidad no opera a voluntad de la persona que lo posee sino en base a las revelaciones que Dios otorga a tal persona (2 Ti.4:20)

Operación de Milagros:

Es aquel don por medio del cual se produce una alteración del curso ordinario de la naturaleza; una intervención temporal en el orden acostumbrado de las cosas a fin de favorecer los designios divinos (Hechos 8:39-40; 12:7-10; 13:11-12).

Fe:

Es el don a través del cual Dios comparte su fe con una persona particular. Dotado de esta fe absoluta la persona es capaz de realizar cualquier hazaña sin importar las sanidades o milagros que se necesiten para su realización. Ella cree lo imposible (Mt. 17:20)

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.