Falsas predicciones del fin del mundo

Falsas predicciones del fin del mundo a lo largo de la historia

  • 1806 | La Historia Moderna acumula múltiples ejemplos de ‘iluminados’ que vaticinan el inminente regreso de Jesucristo a la Tierra. Pero nunca tan extraño mensajero como la gallina de un pueblo inglés en 1806. El ave comenzó a poner huevos con el grabado “Cristo viene”, y el ‘milagro’ puso a temblar a los pobladores. El fin del mundo era inminente, hasta que un curioso local descubrió que no era más que un engaño.

  • 1843 | William Miller, un agricultor de Nueva Inglaterra, aseguró que una interpretación literal de la Biblia podía revelar la fecha escogida por Dios para destruir al mundo. Según sus cálculos, el Apocalipsis llegaría entre el 21 de marzo 1843 y 21 de marzo de 1844. Su prédica ganó miles de adeptos, conocidos como milleristas, que finalmente establecieron el 23 de abril de 1843 como el Día Final. Muchos vendieron o regalaron sus bienes, pero nada sucedió. Con el tiempo el grupo de disolvió y derivaron en lo que hoy se conoce como Adventistas del Séptimo Día.
  • 1891 ó antes | Joseph Smith, fundador de la Iglesia Mormona, convocó a los guías espirituales de su iglesia en febrero de 1835 para anunciarles que había hablado con Dios. El Señor le había revelado que Jesús regresaría en los siguientes 56 años, cuando comenzaría el fin del mundo.
  • 1910 | En 1881, un astrónomo descubrió que las colas de los cometas contienen un gas mortal llamado cianógeno. El interés fue pasajero hasta que alguien notó que la Tierra haría contacto con la cola del cometa Halley en 1910. ¿Perecerían los seres humanos envenenados por el gas mortal? El pánico se apoderó del planeta. Una vez más los científicos salieron al rescate calmando los ánimos y asegurando que no había nada que temer.
  • 1978 | El estadounidense Jim Jones, fundador de la secta Templo del Pueblo, convenció a sus seguidores de que el fin del mundo era inminente, desatando el más dramático caso de suicidio colectivo en la Historia de la Humanidad. Lo cierto es que Jones no pudo soportar la idea de perder adeptos y, al “estilo revolucionario”, acabó con la vida de sus fieles en un intrincado poblado de la selva guyanesa.
  • 1982 | En mayo de 1980, Pat Robertson, tele-evangelista y fundador de la Coalición Cristiana, sorprendió y alarmó a muchos cuando anunció que a finales de 1982 se acabaría el mundo. Estas fueron sus palabras: “Garantizo que a finales de 1982, el mundo será juzgado”.
  • 1997 | Cuando el cometa Hale-Bopp apareció en 1997, surgieron rumores de que una nave espacial lo estaba siguiendo. La NASA y la comunidad de astrónomos lo negaban mientras crecía el temor de una conspiración. Programas especializados en fenómenos paranormales, como el popular Coast to Coast AM de la radio, lo aseguraban. El suceso dio lugar a la creación del movimiento Heaven’s Gate (Puerta del Cielo) en San Diego, para quienes el fin del mundo era inminente. Y no fue hasta que los expertos invitaron a los aficionados a observar la trayectoria del cometa, que se pudo desmentir la presunta debacle. El fervor por el movimiento Heaven’s Gate fue tal que el 26 de marzo de 1997, 39 miembros del culto se suicidaron.
  • 1999 | Los escritos de Michel de Nostredame (Nostradamus) han desatado fanatismos e intrigas por más de 400 años. Sus múltiples interpretaciones dieron lugar a profecías que, aún hoy, calan en la sociedad. Uno dos de sus cuartetos más famosos advertía: “El año 1999, séptimo mes / Desde el cielo vendrá el gran rey de terror. (…) En un instante, se alzará una gran llamarada que les someterá a una prueba extrema”. La más popular de las predicciones asegura que la Tierra será impactada por un meteoro. Si se tiene en cuenta cómo luce la Luna y que una de las teorías sobre la extinción de los dinosaurios también involucra al fenómeno atmosférico, no parece tan alocada la idea. Por fortuna, la buena suerte nos acompañó cuando en 1989 un meteorito de 800 metros de diámetro nos pasó bien cerquita.
  • 2000 | Desde la década del ’70 se sucedieron las alertas de que las computadoras no lograrían diferenciar entre 1900 y 2000. Para muchos no estaban claras las consecuencias, pero se llegó a especular sobre el advenimiento de un holocausto nuclear. Miles de personas corrieron a comprar víveres y armas en Estados Unidos. La realidad es que se produjeron fallas, pero sin importancia.
  • 2000 | Richard Noone, autor del best seller “5/5/2000, Hielo: el desastre final” pronosticó que el deshielo de la Antártida conduciría a un desastre de proporciones mundiales en mayo del 2000.
  • 2008 | Según el ministro de la Iglesia de Dios, Ronald Weinland, el Apocalipsis llegaría en el 2008. En el 2006 publicó ‘2008: God’s Final Witness’ (‘2008: El último testigo de Dios’) donde advertía que cientos de millones de personas morirían para ese año y Estados Unidos dejaría de ser potencia mundial y nación independiente.
  • 2011 | Judgment Day May 21, 2011 Según las profecías de Harold Camping, fundador de Family Radio, un gran cataclismo ocurrirá el sábado, 21 de mayo, a las 6 p.m. Pacífico, alertando a la raza humana que llegó el Día del Juicio Final.
    Harold Camping ya predijo el fin del mundo en 1994: Si, pero de acuerdo a sus propias palabras, aún le faltaba por estudiar muchos versos de la Biblia y por eso le puso un signo de interrogación al libro que publicó “1994?” Porque no tenía certeza. Ahora con el paso de los años logró dar con la verdadera fecha del fin de los tiempos.

A la luz de la Biblia, la palabra de Dios, el mundo en verdad llegará a su final, pero algo es cierto: El día y la hora, nadie lo sabe.

Marcos 13:32 Pero de aquel día o de aquella hora nadie sabe, ni siquiera los ángeles en el cielo, ni el Hijo, sino sólo el Padre.

No importa mucho cuándo será el fin del mundo, porque al final de cuentas nunca sabremos una fecha exacta.

Lo más importante es saber si estamos preparados para ver a Dios cada a cara. Es hora de analizarnos a nosotros mismos.

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.